+34 646 431 340

info@captoras.com

Share on facebook

Modelar el espacio con la percepción 1 de 3: la luz

Con este artículo quiero inaugurar una trilogía titulada «Cómo modelar el espacio con la percepción».

Con el tiempo, es posible que quieras cambiar una habitación para satisfacer tus nuevas necesidades funcionales, pero tal vez no quieras o no puedas hacer cambios estructurales en tu casa. La intención de los próximos 3 artículos es entonces darle algunos consejos rápidos sobre cómo modelar literalmente los entornos de su casa sin hacerlo físicamente, usando en su lugar algunas medidas que tienen en cuenta cómo funciona el sistema visual humano.

Tres elementos, múltiples dimensiones

Los 3 elementos que voy a tratar son en orden:

• La luz
• Los colores
• Los materiales / las superficies

Comienzo por la luz porque es el elemento sin el cual los otros dos ni siquiera serían percibidos, por lo tanto, rindamos homenaje a la Óptica. A lo largo de los años, esta parte de la Física ha adquirido cada vez mayor importancia para arquitectos e interioristas.

De hecho, la percepción del espacio por el ojo humano está influenciada por la luz, y a pesar de que esta cambia con la alternancia del día y la noche, sigue siendo un aliado valioso para dar cada vez nueva vida y dimensiones inesperadas a los ambientes de tu casa.

Tanto los profesionales del diseño como los del mobiliario lo saben bien y utilizan este principio para ‘engañar’ al ojo según las necesidades estéticas y funcionales, por ejemplo, si quieren inducirlo a percibir un espacio pequeño como más grande y viceversa.

La magia de la luz modela el espacio de la misma manera que las paredes sólidas: puede dividir ambientes o crear continuidad, así como puede guiar la atención sobre un objeto específico presente en la habitación.
Funciona exactamente igual que con los colores: creando contrastes de luminosidad más o menos evidentes, puedes resaltar ciertas áreas de un ambiente en detrimento de otras y dar vida y personalidad al lugar donde pasas la mayor parte de tu tiempo sin aburrirte nunca.

Jugamos con los volúmenes

¿Cómo es posible en concreto modelar los espacios con la luz?
Teniendo en cuenta que la luz es sólo uno de los elementos que interactúan entre sí (como dije al principio, los otros dos son los colores y los materiales) creando múltiples combinaciones, hay varias maneras en las que puedes usar la Óptica para percibir tu espacio como diferente de lo que físicamente es:
Si desea aumentar la sensación de altura en una habitación, puede integrar los puntos de luz en el techo.

Por el contrario, puedes iluminar indirectamente un techo y jugar con la luz difusa que nace de la reflexión sobre su superficie.
Si necesita ‘ampliar’ el espacio puede colocar puntos de luz en el suelo, en las esquinas.

Si quieres apretarlo, tienes que iluminar las esquinas superiores de las paredes.
Para compactar un espacio rectangular se puede acercar a una sola pared, limitándose a iluminar más la pared que se quiere ‘mover’.

El encanto de la luz rasante

Si en casa tienes paredes de una superficie particular, puedes recurrir a la luz rasante para resaltarla. La luz rasante es una herramienta maravillosa para resaltar ciertas características estructurales de su hogar. Puede usarlo para crear sombras definidas y dar profundidad a las áreas deseadas o incluso a objetos individuales presentes en el entorno que desea modelar.

Óptica del alma

Con la luz no sólo puedes modificar los volúmenes sino también y sobre todo los estados de ánimo. Un ambiente frío se puede transformar en acogedor y viceversa se puede equilibrar un ambiente un poco demasiado oscuro ‘abriéndolo’.

Luz natural siempre

En primer lugar, aprovechar toda la luz natural posible. Desde la posición de la casa, se busca en la medida de lo posible para tener la zona de día expuesta al Sur-Sur/Este y la zona de noche al Norte/Noroeste. De la misma manera, siempre sugiero que alimentes tus ojos con luz natural. Si estás acostumbrada a estar en casa por trabajo o estudio, busca el Sol siempre que puedas, tanto en la cocina como en el salón.
Sí tienes la suerte de vivir en una casa con esas claraboyas en el techo que dejan entrar la luz del sol desde arriba, aprovecha hasta la última gota de Sol.
Si sólo hay ventanas, organiza tu tiempo para maximizar el uso de la luz solar colocando la mesa donde realizas tu actividad hacia la ventana. Durante el día, puedes utilizar cortinas para jugar con la luz y crear ambientes más iluminados o más íntimos.

Luz artificial, no simples bombillas.

Cuando el Sol descansa, hay varias maneras de modelar el espacio de tu casa. Mientras tanto, el número de puntos de luz en una habitación es determinante. Con un solo punto de luz y un interruptor tradicional, estás iluminando un ambiente para no chocar contra algo, pero te pierdes mucho de los avances de la tecnología en beneficio de tus ojos.

Proyectos de iluminación

En efecto, hoy en día, la iluminotécnica ha dado pasos importantes que pueden modificar ampliamente la calidad de tu vida en casa. Hoy en día se habla de ‘proyectos de iluminación’ que tienen el propósito preciso de imitar los flujos de la luz natural.

Un dímer para salvar tus ojos.

Utilizando un dímer, es decír, un regulador de luz en lugar de un simple interruptor, puedes personalizar la luz a gusto en las horas nocturnas según el estado de ánimo que tengas o que quieras conseguir: Puedes hacer un salón más iluminado si recibes a tus amigos en la cena o si lo que buscas es intimidad o concentración.

Iluminación circadiana

Permíteme una pequeña digresión en cuanto a la estrecha relación entre la iluminación y tu salud: sería conveniente tener siempre presente que la iluminación artificial debe acompañar tus ciclos naturales de sueño/vigilia.
Tu reloj interno es controlado por un área del cerebro llamada hipotálamo, que al recibir señales ópticas de los ojos entiende y señala a tu cuerpo cuando es de día y cuando es de noche, y ordena a la epífisis liberar la cantidad correcta de melatonina determinando el estado de sueño con la oscuridad y el estado de alerta con la luz.
Finalmente, algunas empresas están tomando este tema en serio y proponen una iluminación automatizada a través del control de la intensidad (transiciones naturales de la luminosidad), del color (cambios de la temperatura del color) y del estímulo (eliminación de la nociva ‘luz azul’).

Modelar los estados de ánimo con el ‘Color Tuning’

Para simplificar, es una versión manual de los sistemas automatizados de iluminación circadiana que te permite controlar los parámetros de manera incluso extrema, para influir en los estados de ánimo asociando colores de manera decidida.
Aquí puedes hacerlo tú misma: con el ajuste del color de la luz puedes tener en tiempo real un color para cada momento del día sin tener que gastar un euro de pintura.
La técnica del ‘Color Tuning’ nace para darte la posibilidad de ajustar a tu gusto la temperatura de color (2700K-5500K) en cualquier momento y de obtener así cualquier color deseado, mediante la mezcla de diferentes LED RGB (rojo, verde, azul) y RGBW (rojo, verde, azul, blanco).

Por ejemplo:

Si quieres un ambiente íntimo, para una cena a solas o para ver una película, puedes obtener un tipo de iluminación suave que recuerda la de las velas actuando entre 2700K y 1800K.

Si quieres aumentar la intensidad para simular la luz del día, puedes ajustar el regulador entre 2700K y 5000K.

Si quieres jugar con los colores puedes conseguir un verdadero rojo o azul o cualquier otro color operando bajo RGBW.

Neón. Regreso al futuro

Con los avances de la tecnología, el neón ha vuelto a estar de moda, manteniendo ese
aire retro. Parece que 2021 es el año de su gran regreso.
Si estás abierta a nuevas ideas, puede utilizar la brillante luz de un neón LED por ejemplo, para hacer más ‘pop’ un ambiente demasiado clásico, tal vez no exactamente de un blanco pero con las decenas de nuevos matices disponibles el único límite es su fantasía.

Inspirándote en el Pop Art de los años 80, puedes elegir entre docenas de frases escritas con neón para dar un fuerte acento de color a las paredes neutras de tu casa, o incluso en la cocina.

Iluminación: un futuro brillante

Habrás notado que la luz ofrece infinitas posibilidades y este artículo podría convertirse en un libro en sí mismo. Si he estimulado lo suficiente tu fantasía y quieres saber más sobre cómo mantener el valor de tu casa alto en los años, sígueme en este blog. 

Además, puedes suscribirse rellenando el formulario que aparece abajo para no perderte ninguno de mis artículos.

Hasta la próxima, entonces, con la segunda entrega de la serie: «Cómo modelar el espacio con la percepción», cuando te hablaré de los colores.

Raquel

Photo by Rowan Heuvel on Unsplash

Suscríbete a nuestro blog
¿No quieres perderte un solo post? ¡Únete a nuestro blog!
Suscríbete a nuestro blog
Top Post

Sabías que el 95% de las propiedades se venden entre un 10 y un 20% por debajo de su valor? 

Pide ahora

CHECK UP ESCUDO

Una visita de tu vivienda para definir el plan de las intervenciones a realizar a corto o largo plazo para subir el valor de tu casa.

Qué es Captoras

Captoras es un eficiente método para mantener el mayor valor de tu inmueble a lo largo de los años, así cuando decidas venderlo, obtendrás siempre la máxima valoración.

Aunque no estés pensando en vender a corto plazo, reserva una consulta gratuita y sin compromiso para comprobar el estado general de tu propiedad, y comprender con toda tranquilidad cuáles son las intervenciones que pueden contribuir a mantener su valor al máximo.

Llama ahora el +34 646 431 340 o pulse el botón para reservar:

Más Artículos

¡Obtén contenido como este directamente en tu bandeja de entrada!

Sigue Captoras